Combustibles derivados del petróleo: desigual impacto ambiental

petroleo-medioambienteFuente: 24horas.clGrandes esfuerzos se realizan para incorporar tecnologías que permitan un mejor rendimiento y menor contaminación de los derivados del petróleo. Ello ha permitido que pasaran de ser altamente contaminantes a combustibles más amigables con el medioambiente.

Ventajas y desventajas de los diferentes usos

Hablar de amistad de un combustible con el medio ambiente es muy difícil, ya que cualquier tipo de combustión liberará gases y partículas a la atmósfera. Desde un simple asado en la parrilla, hasta una central termoeléctrica, implican diversos grados de contaminación.

Se pueden distinguir diferentes actividades que usan derivados del petróleo, como el transporte, la industria, la generación de electricidad y, en menor medida, el requerimiento residencial y público. Cada una de ellas utiliza distintos productos y también diferentes motores y sistemas de combustión para generar la energía requerida. Estos factores y las tecnologías aplicadas influirán fuertemente en las consecuencias ambientales.

El transporte

Una de las actividades que más depende del petróleo es el transporte. Su desarrollo ha logrado acortar distancias entre continentes y también entre países. El mundo no podría funcionar si los medios de transporte, sean aéreos, marítimos o terrestres, dejaran de evolucionar al ritmo del desarrollo actual. Los combustibles más utilizados son la gasolina y el diésel; ambos son considerados una fuente de contaminación atmosférica. Tanto los gases y el material particulado que emiten son nocivos para la salud de las personas, pudiendo causar enfermedades cancerígenas y broncopulmonares, entre otras. El transporte urbano, un tipo de fuente móvil de contaminación, es considerado uno de los principales causantes del esmog, que significa un deterioro de la calidad de vida. Sin embargo, se pueden tomar medidas para disminuir las emisiones, tanto a través del comportamiento de la población como de la tecnología de los motores de los vehículos.

La contaminación vehicular también incluye el ozono de superficie, contaminante fotoquímico que es parte del esmog urbano. Se genera mayormente durante los días de verano, ya que la radiación solar tiene gran importancia en su formación. Por eso es necesario regular las normas del tránsito, para aminorar lo más posible la congestión de vehículos cuyos motores en esos momentos tienden a emitir mayor cantidad de gases. El fenómeno del ozono urbano se da principalmente en las ciudades con gran parque automotor.

 

petroleo-gases-escape-motoresTanto la gasolina como el diésel tienen componentes que al liberarse reaccionan con otros elementos químicos del aire y forman, por ejemplo, monóxido de carbono (CO) u óxidos de nitrógeno (NOx).

 

El transporte marítimo de gran tamaño tie ne la ventaja de que en un solo viaje puede trasladar enormes volúmenes de carga y personas, pero, a su vez, utiliza considerable cantidad de combustible. Este va produciendo una alta emisión de gases contaminantes que se incorporan a la atmósfera y afectan a procesos como el efecto invernadero y el cambio climático global.

Por otra parte, los grandes barcos petroleros tienen el grave riesgo de sufrir derrames de petróleo, que por ser más liviano que el agua, tiende a afectar grandes superficies del mar y de las costas con sus correspondientes ecosistemas. Este peligro es tomado en cuenta para mejorar la construcción de esas naves y reforzar los estanques.

En relación al transporte aéreo, también produce contaminación acústica y de gases, pero a ello se agrega la influencia que tienen en la capa de ozono sus emisiones, principalmente de óxidos de nitrógeno (NOx), entre otros gases.

Industrias y centrales termoeléctricas

Tanto las refinerías, fundiciones e industrias manufactureras como la generación de energía requieren de grandes volúmenes de combustibles, los cuales varían de acuerdo a las necesidades de sus instalaciones. Se les considera fuentes fijas de contaminación, las que pueden ser areales, cuando están en zonas industriales, o puntuales, en los casos de instalaciones aisladas.

Existen numerosas tecnologías para aminorar los gases y partículas que despiden sus chimeneas, pero solo los países desarrollados pueden utilizar métodos más eficaces debido a los altos costos. Es importante que la localización de estas actividades sea particularmente rigurosa, a fin de afectar lo menos posible a la población y el entorno.

  • El ozono (O3) es un elemento químico compuesto de tres átomos de oxígeno se encuentra en la estratósfera, en una capa que tiene la misión de filtrar la radiación ultravioleta del Sol. Hay contaminantes que lo destruyen y dejan una zona débil, llamada agujero de la capa de ozono, que es nocivo para las personas, porque reciben esta radiación en exceso. Este mismo elemento (O3) está en la superficie donde habita el hombre.

  • Temas Relacionados